Violento temporal en Córdoba: murió una embarazada al pisar un cable de electricidad caído

Un fuerte temporal de viento y lluvia, que en algunos casos incluyó caída de granizo, sacudió en la madrugada del viernes a la ciudad de Córdoba y otras localidades del interior de la provincia, provocando inundaciones, daños materiales y la muerte de una mujer embarazada de ocho meses. La joven de 23 años murió electrocutada, al igual que su bebé, cuando pisó un cable caído a causa del viento y recibió una fuerte descarga eléctrica en una vivienda de calle Zuloaga al 6600, de barrio Villa Unión.

Las ciudades de San Francisco, Icho Cruz y Cuesta Blanca fueron las más afectadas por el fenómeno meteorológico, según informó el secretario de Gestión de Riesgo y Catástrofes de la provincia, Claudio Vignetta.

En San Francisco, al este provincial, durante la medianoche hubo ráfagas de viento de hasta 90 kilómetros que causaron importante daños en tendido eléctrico. También se vieron afectadas casas, vidrieras de comercios y ventanales de edificios por el viento y el granizo, y dos geriátricos tuvieron que ser evacuados. El propio cuartel de bomberos de la ciudad sufrió los efectos de la tormenta fue afectado, debido a que como consecuencia del fuerte viento se cayó una torre de comunicación.

Ante este panorama, se conformó una mesa de crisis integrada por autoridades de la provincia, de la municipalidad de San Francisco y Bomberos de toda la región, para asistir los sectores más afectados de ciudad. Según se informó, en Icho Cruz hubo caída de árboles y postes del tendido eléctrico y una familia del barrio Solares de Icho Cruz debió ser evacuada por los bomberos. En el río San Antonio se registró una crecida de aproximadamente dos metros. En esta localidad, Tala Huasi y Cuesta Blanca se cortó el servicio de energía eléctrica desde la medianoche.

En la ruta 38, desde Valle Hermoso hasta el empalme con Tanti, la ruta cuenta con abundante agua, piedras, barro y hasta ramas, por lo que se recomienda circular con precaución.

Mientras tanto, en Córdoba Capital, barrios como Juniors, San Vicente y Argüello resultaron ser los más afectados por calles anegadas, caída de árboles y ramas y falta de energía eléctrica. La gran cantidad de agua caída en poco tiempo provocó inundaciones en los asentamientos Villa El Milagro y Villa Richardson, donde hay nueve personas evacuadas. De acuerdo con las estimaciones, los vientos llegaron hasta 50 kilómetros por hora y llovieron unos 30 milímetros en poco tiempo.

La costanera se vio cortada por la crecida del río Suquía, informó a este medio el subsecretario de Emergencia Urbana de la Ciudad, Hugo Garrido. Las autoridades de la provincia pidieron precaución en la zona serrana porque algunos arroyos y ríos serranos podrían crecer en las próximas horas. La Policía Caminera se informó que en el km 16 de la ruta provincial E-55 se produjo “un corte de media calzada por desmoronamiento de la montaña, debido a la lluvia”.

También podría gustarte