Vidal y Ritondo supervisaron el derribo del búnker Nº 100

La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, y su ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, supervisaron hoy en La Matanza el derribo del búnker de drogas Nº 100 de la gestión.

“Logramos derribar un búnker cada doce días”, informó Ritondo, quien además recalcó: “Nos propusimos luchar contra el narcotráfico y lo estamos haciendo. Estamos cortando de raíz un negocio tan ilegal como destructivo”.

En ese sentido, el ministro de Seguridad explicó: “Demolemos estas construcciones, pero también quemamos la droga y detenemos a los delincuentes, para poder salvar a los jóvenes del infierno en el que están sumergidos”.*

Esa edificación era utilizada por una banda narco que fue desarticulada la semana pasada con el decomiso de 20.000 dosis de paco y la detención de 32 personas, entre ellas su jefe: un peligroso delincuente que coordinaba la venta de pasta base en esa región del conurbano.

Junto a la Gobernadora y el Ministro, estuvieron presentes el jefe de la Policía, comisario general Fabián Perroni, autoridades ministeriales, policiales y las Madres contra el paco.

La investigación y la caída de la organización

El operativo que permitió desmantelar esa organización narco incluyó 60 allanamientos en distintas localidades del partido de La Matanza, en las que se decomisó más de 20.000 dosis de paco, 205 de cocaína, 300 envoltorios de marihuana, 12 armas de fuego, dinero en efectivo (378.135 pesos argentinos, 2.006 dólares, 275.000 guaraníes y 790 pesos mexicanos) e indumentaria policial y del Servicio Penitenciario.

Allí, la Policía de la provincia de Buenos Aires detuvo a 32 personas, entre ellas al líder de la banda, conocida como “Señor Matanza”, un ciudadano boliviano de 29 años, de nombre Germán, que comandaba soldaditos y vendedores de droga en el noroeste del conurbano bonaerense.

La investigación del caso fue iniciada hace varios meses por las comisarías de Rafael Castillo y González e incluyó testimonios, filmaciones e intervenciones telefónicas, en las que se pudo comprobar el accionar de la organización y conocer el rol que cumplía cada integrante.

Con las pruebas en su poder, la Justicia ordenó realizar los procedimientos en varias localidades matanceras, que fueron coordinados por efectivos de la Jefatura Departamental local con el apoyo de sus pares de Moreno, Morón y Merlo, miembros de las Divisiones de Infantería, Caballería, Grupo Halcón, Canes y G.A.D.

También se contó con la asistencia de un helicóptero, y el trabajo de la Unidad de Policía de Prevención de La Matanza, el Grupo Especial Motorizado y la Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas.

La causa fue caratulada como Infracción a la Ley de Drogas 23.737 e interviene el Juzgado Federal N° 3, a cargo del Dr. Néstor Barral, y la Secretaría N° 9 cuyo titular es Leonardo Cano, ambas del Departamento Judicial de Morón.

También podría gustarte