Una influencer trató de conseguir un canje en un restaurante y los dueños la escracharon

Actualmente se volvió común que distintas figura públicas o influencers reciban canjes para promocionar distintos productos o lugares gastronómicos, sin embargo muchas veces son los mismos “famosos” los que piden estos canjes.

En esta oportunidad, fue una influencer española la que quedó totalmente expuesta al proponer un canje a un restaurante en plena crisis por la pandemia de coronavirus. A través de un mensaje privado por Instagram, la joven le propuso al local gastronómico, “probar” el menú en una cena gratis, a cambio de publicar algunas fotos en sus redes sociales.

En plena situación crítica de los locales gastronómicos por la pandemia del coronavirus, los dueños del lugar consideraron inapropiada la propuesta y compartieron el chat con su respuesta, que se volvió viral.

Una influencer trató de conseguir un canje en un restaurante y los dueños la escracharon

“Hola, ¿qué tal? Me encantaría proponerles una especial colaboración”, escribió la influencer en un mensaje privado de Instagram a un restaurante de Terragona. “He visto su restaurante y me encantaría probarlo. He pensado que podríamos colaborar de una forma original y divertida. Consistiría en venir a probar el restaurante de forma gratuita y, a cambio, publicaría toda la experiencia, stories y post promocionando el restaurante, ¿qué les parece? Mil gracias”, fue el mensaje que mandó la influencer haciendo la oferta.

A lo que Ana y Quintín, los propietarios del restaurante contestaron, “Pues la verdad es que no hacemos publicidad en ningún medio desde hace 14 años”.

Y argumentaron: “Que venga a comer a nuestro restaurante gratis y que nos publicite no nos parece que sea ni necesario ni positivo, seguramente atraerá a más personas a pedirnos gratuidades. En los 16 años del restaurante han pasado los mejores críticos del país y siempre han opinado (bien, por cierto) lo que les ha parecido y por supuesto pagando”.

Una influencer trató de conseguir un canje en un restaurante y los dueños la escracharon

 

Además, quisieron remarcar que la situación actual del rubro gastronómico es muy grave y que este tipo de “propuestas” no son empáticas: “No quiero ser descortés, pero en los tiempos que corren, después de la pandemia mundial y de tener el restaurante cerrado y con restricciones, venir a pedir comer gratis me parece que muestra falta de empatía y oportunismo por su parte”.

“Vaya usted donde quiera, pague lo que le toca, como hacemos todos, y opine lo que quiera”, agregaron hacia el final del mensaje. Y cerraron: “¿Qué pasaría si viniese y la comida fuese basura? Sus seguidores se merecen una opinión libre, ¿no cree?”, concluyeron Ana y Quintín.

También podría gustarte