Un bebé fue llevado a hospital de Córdoba con un tenedor clavado en la cabeza: detuvieron a su hermano que había salido de la cárcel horas antes

Un bebé de ocho meses fue intervenido quirúrgicamente en el Hospital de Niños de la ciudad de Córdoba, luego de que llegara a un centro de salud con un tenedor incrustado en el cráneo, según informó la Policía. Por el hecho -que ocurrió en la mañana de este martes en el dispensario 39 del barrio Ferrer- fue detenido un joven de 18 años, que sería hermano del pequeño.

Según informaron medios locales, el servicio de EMI fue convocado al dispensario 39 por una emergencia. Fue así que se encontraron con el bebe con un tenedor en la cabeza, por lo que fue trasladado inmediatamente hasta el Hospital, en donde debió ser intervenido quirúrgicamente para retirar el utensilio.

Juan Ledesma, director del Hospital de Niños, contó al medio El Doce que el tenedor atravesó los huesos del cráneo y se incorporó al cerebro del bebé.

“Fue asistido en un centro periférico, trasladado al hospital e intervenido neuroquirúrgicamente”, detalló el profesional, y aseguró que la intervención no tuvo ninguna complicación.

“Por suerte no tocó áreas nobles, vino con muy buen estado general a su ingreso”, apuntó, y confirmó que actualmente se encuentra en estado crítico en la terapia intensiva. “Hay que seguir controlando la evolución de un paciente crítico debido a las características del incidente y de la neurocirugía que pasó”, indicó y agregó: “Esperamos que tenga una excelente evolución”.

Detenido

Respecto al detenido, en el medio La Voz informaron que el agresor, hermano del bebé, había salido este martes de la cárcel, y tras poco más de dos horas, volvió a estar detenido.

Según trascendidos, en medio de una discusión con su madre, el joven arrojó el tenedor que terminó incrustado en el cráneo del bebé.

“Dijeron que estaba durmiendo, que hubo un intercambio de palabras y que voló un tenedor”, aseguró la doctora que atendió al pequeño, en dialogo con la Súper Mañana de Radio Suquía y agregó: “Yo soy perito judicial, y considero que ese tenedor no voló”, teniendo en cuenta la gravedad de las heridas.

También podría gustarte