Su novio la fue a buscar al bar y terminó asesinada de un balazo

Una joven de 21 años fue asesinada de un balazo en una casa de la ciudad cordobesa de Río Cuarto, donde participaba de una reunión con amigas. Como acusado del femicidio fue detenido su novio.

El brutal crimen ocurrió en la mañana de este sábado cuando Lara Gigena estaba concluyendo una reunión con amigas en una vivienda situada en Thomas Edison al 500.

En esas circunstancias llegó su pareja, Ariel Torres (23), con quien se generó una discusión en la vereda de la casa.

De acuerdo al relato de testigos, la dueña de la vivienda intentó hacer que Gigena reingresara al domicilio para que no continuara la discusión, momento en que Torres extrajo un arma de fuego corta y le disparó por la espalda.

La joven, que era madre de dos niños, recibió un tiro en la cabeza y murió cuando era trasladada al Nuevo Hospital de Río Cuarto, agregaron las fuentes.

Samira, hermana de Lara, contó a la prensa local que la relación entre ambos llevaba un año: “Estaban bien al principio, después llegaron las peleas y los maltratos”. La mujer añadió que anteriormente su hermana “perdió un embarazo porque (Torres) le había pegado”.

Tras el femicidio, el acusado fue detenido y quedó a disposición del fiscal Fernando Moine, quien informó a los medios locales que “no hay denuncias previas de violencia” y que se están tomando los testimonios para conocer los detalles del hecho criminal.

Asimismo, dijo que el joven fue detenido e imputado por “homicidio calificado por mediar violencia de género, por el vínculo y por el uso de arma de fuego”, y que la indagatoria se fijará una vez que cuente con todos los elementos de pruebas.

Este mediodía, familiares, amigos y vecinos de Gigena realizaban una marcha para repudiar el hecho y pedir justicia por el crimen.

 

También podría gustarte