Quilmes: un joven de 23 años murió joven por inhalar monóxido

Un joven de 23 años murió trágicamente producto de una severa intoxicación con monóxido de carbono, en una vivienda de San Francisco Solano donde se produjo un desperfecto en una estufa mientras dormía. Asimismo, en un episodio similar, una mujer y sus tres hijos fueron internados tras inhalar la misma sustancia en un inmueble de Quilmes Oeste.

Fuentes policiales informaron que la víctima fatal fue encontrada en una casa de la calles 852 y 893. El joven fue encontrado desvanecido por sus padres, quienes llamaron de inmediato a la central de emergencias y, en cuestión de minutos, dos ambulancias del SAME acudieron al lugar para intentar asistir a la víctima.

- Advertisement -

Los especialistas le practicaron las maniobras de RCP, pero el muchacho llevaba varias horas fallecido y no pudieron reanimarlo.

Un caso similar, pero con menores consecuencias, ocurrió en un domicilio de las calles Catamarca y 394, donde una mujer de 35 años y sus tres hijos -dos nenas de 3 y 7 años y un varón de 4- sufrieron intoxicaciones con el gas. Afortunadamente, el efecto de la intoxicación fue leve y la pronta intervención de los médicos logró que ocurriera una tragedia. Tanto la madre como los menores de edad quedaron internados en la Unidad de Pronta Atención (UPA) de Bernal Oeste.

- Advertisement -

- Advertisement -

- Advertisement -