Qué es de la vida de Marcelo Corazza, el primer ganador de Gran Hermano que cambió de rumbo

Con el inicio de un nuevo milenio los realitys shows comenzaron a ocupar espacios en la televisión argentina. Este nuevo género televisivo desembarcó en las pantallas para documentar situaciones sin usar un guión, las cámaras en general captan los momentos dramáticos y de tensión. Un elemento central que no puede faltar es el espacio conocido como “confesionario”, muy característico de uno de los formatos más exitosos como lo fue Gran Hermano, cuyo ganador de la primera edición fue Marcelo Corazza.

Gran Hermano es la adaptación local de Big Brother, un reality show creado por John Mol en 1999 para la televisión holandesa. El programa consistía en que un grupo de personas (14 en general) debían vivir tres meses en una casa aislados del mundo exterior y con cámaras que los vigilaban las 24 horas del día. Semana a semana debían enfrentar desafíos para sobrevivir y evitar ser expulsados por el voto de la audiencia.

El reality local estuvo a cargo de Endemol y se estrenó en la pantalla de Telefe en marzo de 2001, fue la primera versión en Latinoamérica de Big Brother. Las primeras tres temporadas fueron conducidas por Soledad Silveyra y también contó con la participación de Mariano Peluffo, quien se encargaba de recibir a los participantes en su ingreso y salida de la casa.

El primer ganador del reality fue Marcelo Corazza, en segundo lugar quedó Tamara Paganini, en tercero Gastón Trezeguet y cuarta Daniela Ballester. A dos décadas del estreno del reality que irrumpió fuertemente en la televisión argentina muchos se preguntan qué fue de la vida del primer campeón de Gran Hermano.

Doce participantes ingresaron a la casa más famosa del país el 10 de marzo de 2001, cada uno con sus historias de vida mostraron sus realidades. Sin embargo, uno de ellos decidió abandonar el juego antes de tiempo y le abrió la puerta de entrada a Marcelo Corazza.

“Me había anotado en otro reality, Expedición Robinson, y no entré. Así que lo de GH me re sorprendió en esos días”, contó en diálogo con Paparazzi hace unos meses. Por aquel entonces lo participantes que ingresaban a Gran Hermano buscaban hacerse conocidos en los medios y volverse famosos. Pero ese no fue el caso de Corazza.

Cuando ingresó al reality se ganaba la vida como profesor de educación física y de rugby, se había formado para ello. A principios del nuevo siglo no ganaba mucho y no le alcanzaba el dinero para cumplir el sueño de comprarse una casa.

“Quería ganar el premio porque como profe de educación física estaba difícil comprar una casa o avanzar en lo económico. Gracias a Dios con el premio pude comprar una casa”, recordó el ex participante. Además contó que logró zafar del corralito y pudo “sacar la plata”, y también ayudó a “arreglar la casa” que era de sus papas.

Cuando finalizó el reality, Telefe le ofreció la conducción de un programa de juegos junto a Sabrina Carballo, el cual fue un éxito. El canal inclusó penso en que podrían convertirlo en actor, pero Marcelo prefirió mantener un perfil bajo e incursionó detrás de cámaras

“Me transformé en productor de televisión hace 17 años y trabajo en Telefe en exteriores. Me va bastante bien gracias a Dios, con muchos proyectos”, contó el primer ganador de Gran Hermano. Estuvo en la producción de Pequeñas Victorias 2 e incluso trabajo junto a Juan José Campanella.

De todas maneras, no abandonó su faceta deportiva como docente de rugby. En cuanto a su situación sentimental, lo último que se supo es que está soltero.

También podría gustarte