Murió la nena que había sido atropellada por un conductor alcoholizado

Abril Kruk, la nena de 3 años que había sido atropellada por un conductor alcoholizado hace una semana en la avenida Costanera de la capital mendocina, falleció esta madrugada. Su hermano, Agustín de 7 años, había fallecido al día siguiente.

Desde el hospital de Niños Humberto Notti habían informado que Abril tenía muerte cerebral y, durante la madrugada del sábado, perdió la vida. “Estamos destruidos. Estos asesinos no pueden salir de la cárcel”, dijo Diego Pagliaricci, tío de los chicos.

La tragedia fue provocada por un hombre en estado de ebriedad que conducía a contramano, y la única sobreviviente fue Carla Pagliaricci, la mamá de ambos pequeños. La mujer fue operada en otra clínica, donde debieron reconstituirle la rodilla y el brazo. De todas maneras, salió de su internación para despedirse de su hija.

La mujer, junto al padre de los chicos, otros familiares, amigos y vecinos marcharon este sábado para pedir justicia.

En el múltiple choque hubo cuatro autos involucrados, uno de los cuales terminó sobre la vereda, atropellando a la familia. El fiscal Fernando Giunta imputó por homicidio culposo agravado a los tres conductores: José Osvaldo Caccia, Sergio Miranda y Omar Peca, que aún continúan detenidos.

 

También podría gustarte