Moyano se suma al paro de la CGT y habrá ollas populares

Un plenario de los gremios del Frente Sindical para el Modelo Nacional (Fresimona), que lideran Sergio Palazzo, Pablo Moyano y Ricardo Pignanelli, convocó a la huelga del 29 de mayo próximo en reclamo del “cambio de la política económica; adhirió a la realización de ollas populares y a la conmemoración del Cordobazo ese día y exigió “un plenario de delegaciones regionales y un Comité Central Confederal (CCC) a la CGT”.

Las organizaciones sindicales deliberaron en la biblioteca del gremio de Camioneros, en la Avenida José María Moreno al 1.200 de la ciudad de Buenos Aires, y exigieron un inmediato plenario y un Confederal para adoptar “las medidas que permitan continuar el plan de acción ya en marcha y determinar las decisiones estratégicas”.

Un documento gremial del sector rechazó “la participación de la CGT y de otros actores en el supuesto diálogo de los 10 puntos de consenso propuesto por el gobierno, porque el único objetivo es proseguir la aplicación de la política económica que hay que modificar”, y exigió “el cese de la persecución a los dirigentes del movimiento nacional y popular, en particular a quienes fueron denunciados por adherir al paro del 30 de abril” último.

“Es llamativo sobre el particular el silencio del consejo directivo de la CGT, porque esa convocatoria fue realizada en ejercicio de derechos constitucionales”, puntualizó el sector.

Los dirigentes aseguraron que las estrategias económicas oficiales imponen de forma progresiva “la miseria” y destruyen “el entramado productivo; reafirmaron que la huelga del 29 será “la consecuencia del paro del 30 de abril del Fresimona y otros sectores” y criticaron que la protesta no fuese consultada al CCC y a las delegaciones regionales.

“Ese plenario y ese Confederal no solo deben decidir sobre la coyuntura sino respecto de las condiciones y propuestas para un pacto o acuerdo socio-político, al que habrá de acudir el gobierno próximo ante la crítica realidad que sufren los argentinos”, señalaron.

El Fresimona dispuso, además, instalar ollas populares durante el día del paro y hacer una conmemoración del Cordobazo, al cumplirse 50 años de aquella protesta.

“Hemos decidido adherir al paro como una forma más de instar al Gobierno a cambiar esta política económica porque no puede ser que el pueblo argentino pase por las necesidad extrema que está pasando, como sucede con los sectores más sensibles que son los jubilados. Eso no se puede permitir, por eso adherimos a este paro del 29 que va a ser muy contundente”, explicó Moyano tras el plenario.

También podría gustarte