La Unidad Piquetera levantó el acampe de la 9 de Julio, pero anticipó más medidas

Unidad Piquetera, el frente de organizaciones sociales vinculadas a la Izquierda, levantó el acampe que había iniciado el pasado lunes frente al Ministerio de Desarrollo Social y anticipó que habrá “nuevas y más fuertes medidas”.

“Luego de tres días esperando una reunión, se levanta el acampe”, informó el líder del Polo Obrero, Eduardo Belliboni.

Ante la imposibilidad de concretar un encuentro con la ministra de Desarrollo Social, Victoria Tolosa Paz, el dirigente social advirtió que “continúa el plan de lucha nacional, con nuevas y más fuertes medidas”.

“Ahora marchamos a la Casa de Mendoza por la libertad de los presos por luchar en esa provincia, en la que no rigen las libertades democráticas y el derecho a la protesta”, indicó Belliboni.

El frente de agrupaciones sociales alineadas con la Izquierda mantiene un duro enfrentamiento con la funcionaria nacional, quien ratificó la decisión de impulsar la validación de datos como requisito necesario para que los beneficiarios de los planes sociales puedan seguir cobrándolos.

En ese sentido, Tolosa Paz destacó que “la mayoría no tenía nada que ocultar y validó sus datos” y precisó que “menos del 8% ha incumplido” con este requisito, por lo que los dieron de baja.

“Unidad Piquetera pierde 12.700 titulares, eso implica 425 millones de pesos mensuales. Belliboni dijo que recauda 9 millones de pesos cobrándole un porcentaje a los beneficiarios”, señaló la ministra de Desarrollo Social, quien destacó que con las iniciativas que adoptó está “cuidando los recursos”.

“Trabajo genuino, sin precarización laboral y bajo convenio; seguro al desocupado para todas las familias que lo necesiten; universalización de los planes sociales; asistencia a los comedores populares; entrega de herramientas comprometidas para desarrollos comunitarios; aumento del Programa Potenciar Trabajo y marcha atrás con las bajas”, eran los reclamos de Unidad Piquetera.

También podría gustarte