La Justicia le otorgó la eximición de presión al médico de Diego Maradona

Durante el mediodía del viernes la Justicia le otorgó la eximición de presión al médico Leopoldo Luque quien está siendo investigado como posible responsable de la muerte de Diego Maradona. El juez de Garantías de San Isidro, Orlando Díaz, fue quien así lo determinó. Desde el Ministerio Público expresaron que la “causa en un estado preliminar, en una etapa de recolección de prueba y que, por el momento, no se pueden calificar legalmente los sucesos”.

La defensa del acusado había presentado una especie de descargo por parte del neurocirujano. “Maradona decidía por sí solo y rompía constantemente los contratos tácitos con sus profesionales”, indicaron. Asimismo, hizo mención al rol de la psiquiatra Agustina Cosachov: “Ella siempre estuvo siguiendo con sus controles específicos y estuvo presente el día del fallecimiento”.

Además, por otro lado, señalaron que “Maradona quería estar solo y así lo manifestaba y echaba a todos de la casa donde se encontraba alojado”. “La casa la eligieron sus familiares. Le suministraron atenciones médicas necesarias, acorde al síndrome de abstinencia”, añadieron. Es preciso destacar que hasta el momento los fiscales que llevan adelante la causa no pidieron el arresto: el especialista ni siquiera fue citado a indagatoria o imputado formalmente.

“Nuestro asistido nunca puso en peligro la vida o la salud de su amigo y paciente, fue el quien lo llevó a la clínica a hacerse un chequeo completo. Lo internan para hacerle el chequeo. De ese chequeo resultó un traslado a otra clínica, ya que la TAC mostró un hematoma subdural y se decidió en forma conjunta una operación neurológica, la cual resultó exitosa. Se tomaron todas las medidas necesaria para efectuar el acto quirúrgico, todos los estudios preliminares y posteriores, permaneció internado”, explicaron sus abogados.

También podría gustarte