Femicida condenado a perpetua se escapó de un cuartel de bomberos: tras 17 días lo detuvieron en un camping

Según confirmó el Ministerio Público Fiscal de Tucumán, el equipo Científico de Investigaciones Fiscales recibió una llamada que indicaba que Roberto Rejas, se encontraba en un camping de la localidad salteña de Coronel Moldes y, tras verificar el dato, personal policial logró localizarlo.

Rejas, quien es ex agente del Servicio Penitenciario de Tucumán, tenía un pedido de captura internacional en Interpol y había una recompensa de 2.000.000 de pesos por datos que permitieran localizarlo.

El pasado 27 de septiembre Rejas se escapó del Cuartel de Bomberos donde estaba detenido a tan sólo cinco días de haber sido condenado a prisión perpetua por el delito de homicidio agravado por alevosía y por mediar violencia de género.

Según la información que recibió la Policía de Tucumán, en el camping informaron que el prófugo había llegado hace más de 10 días junto a otras tres personas que pagaron el alojamiento por adelantado.

Rejas se alojó con un nombre falso, se hizo pasar por un estudiante de Jujuy que necesitaba un espacio tranquilo para estudiar e hizo todo para pasar desapercibido, usando barbijo y manteniendo un perfil bajo.

Tras la detención del prófugo, el gobernador interino de Tucumán, Osvaldo Jaldo, señaló este viernes: “Yo le diría a los tucumanos que esto significa que las instituciones en la provincia funcionan. Funcionó el Poder Ejecutivo, que tomó medidas inmediatamente después de haberse producido este hecho no deseado”.

“Hemos tomado medidas con quienes fueron los presuntos cómplices, pero también hemos convocado a las fuerzas nacionales, Gendarmería, Policía Federal, Policía de Seguridad Aeroportuaria, y se dio la alerta roja para buscarlo a nivel internacional. Es decir, nosotros como Gobierno de la provincia hicimos lo que teníamos que hacer y en el tiempo en que lo debíamos hacer”, expresó en declaraciones a la prensa.

También podría gustarte