Es comerciante, pastor, y lo descubrieron violando a un perro

Un efectivo de la policía de Chubut salió al patio de la comisaría para verificar una denuncia y lo constató con sus propios ojos: en el terreno lindero un hombre estaba arrodillado, con los pantalones bajos y violando a un perro. Cuando el abusador advirtió que fue descubierto huyó hacia su vivienda y lo propio hizo el animal, en dirección opuesta, en plena mediatarde de la ciudad de Camarones.

El registro visual de la aberrante escena fue denunciado por el policía ante el fiscal de turno que tomó intervención en los hechos, imputando al hombre –comerciante y pastor de una iglesia local-, bajo los cargos de “maltrato animal”.

En la presentación ante la fiscalía, el efectivo policial indicó que los sucesos se registraron aproximadamente a las 15.30 de este miércoles y se inició con el alerta telefónica de otro efectivo que se encontraba de franco y también habría observado la actitud “sospechosa” del hombre con el animal, en el terreno aledaño al predio de la Comisaría.

A las pocas horas todo el pueblo de Camarones –ciudad costera, de unos dos mil habitantes- se conmocionó al trascender el hecho que involucra directamente a este hombre de unos 65 años, conocido comerciante y pastor de la sede local de una iglesia evangélica.

También podría gustarte