El joven que manejó borracho, chocó y mató a dos amigos en Tigre irá a juicio oral

El Tribunal Oral en lo Criminal de Tigre confirmó que Joaquín Duhalde Bisi irá a juicio oral por conducir borracho, chocar y matar a dos amigos en mayo de 2021.

En las últimas horas el Juzgado en lo Correccional N°1 de San Isidro se declaró incompetente ya que prevén que la pena sería más elevada porque la causa tiene más de una calificación: “doble homicidio simple con dolo eventual y homicidio culposo agravado por la conducta imprudente, negligente y antirreglamentaria”.

La doble calificación genera que la condena puede elevarse de 8 a 25 años de prisión por lo que la elevación a juicio oral solicitado por el juez de Garantías, Diego Martínez, al juzgado correccional quedó denegada y pasó a un tribunal criminal.

“El juzgado correccional entiende que a la causa le podría caber una pena mayor y no está en sus facultades hacerlo, por eso la remite a un tribunal criminal, quien sí podría aplicar una pena superior a los 6 años, todo esto se debatirá ahora en el juicio oral”, explicó el abogado de la mamá de una de las víctimas.

Actualmente, y días después de que haya ocurrido la noche fatal, el joven de 20 años presentó diversos certificados médicos de que padece celiaquía por lo que está con prisión domiciliaria, además de que goza de ciertos beneficios cómo ir solo hasta la facultad.

FT4GPNL4KBBQ7PSEXFJO52XK7U.jpgAsí quedó el Audi conducido por Bisi

La trágica noche de 2021

El choque ocurrió el 9 de mayo de 2021 cuando Joaquín Bisi se juntó con sus amigos, Franco Rossi, Mateo Lezama y Joaquín Alimonda, en su casa de Tigre. Luego de tomar alcohol el joven de 20 años le sacó el Audi a su papá y los cuatro salieron a pasear.

Aun así, ese paseo terminó de la peor manera. En el Camino de los Remeros Bisi perdió el control del auto y se estrelló contra una columna metálica.

 

NA_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy_copy.jpgRossi y Alimonda, junto a Bissi. Fueron amigos desde la escuela primaria

De forma inmediata Rossi y Alimonda perdieron la vida, mientras que Lezama y Bisi sobrevivieron. Las cámaras de seguridad confirmaron que el joven iba a alta velocidad, entre 140 y 165 km/h, y cuando se le realizó el control de alcoholemia el mismo arrojó que tenía 1,39 gramos por litro de sangre.

Cuando ocurrió el accidente todavía regían restricciones por la pandemia de Coronavirus y se indicó que en el horario cuando sucedió estaba prohibido circular si no tenía permiso que lo justificara.

Para el Fiscal Bisi era consciente del riesgo que había manejando a alta velocidad por dicho lugar y bajo los efectos del alcohol pero “le resultó indiferente y aceptó la posibilidad de su ocurrencia”.

También podría gustarte