El desgarrador testimonio del papá de Bianca, la nena violada y asesinada

El crimen de Bianca Godoy, la nena de cuatro años que fue torturada, violada y asesinada en Cañuelas conmueve a todo el país. Por primera vez, habló el padre biológico de la pequeña y su relato es desgarrador.

Ezequiel Godoy se separó hace un año de quien fuera su mujer por cinco, Viviana Beatriz Roldán. Tras el divorcio, la joven se quedó con la tenencia de la hija de ambos, Bianca Xiomara, y se fue a vivir con su amante: Ezequiel Espinoza.

La pareja se separó cuando Ezequiel descubrió que su mujer lo engañaba con Federico Espinoza, hoy detenido por el homicidio de Bianca. La pelea final fue la que desató la primera denuncia contra Viviana por “golpes y amenazas”. “Me enteré de que me engañaba y agarré mis cosas para irme a lo de mi mamá. Ella empezó a golpearme”, recordó.

Cada vez que se encontraba con Bianca, la nena le contaba que vivía un calvario en la casa de la madre. “Espinoza la bañaba con agua fría cuando se portaba mal”. Los crudos relatos de la nena, sumados a los visibles golpes de su cuerpo hicieron que Ezequiel se presentara de nuevo ante la Justicia. “Pedí la tenencia, quise hacer las cosas bien y sacarla de ese lugar, pero no llegué a tiempo”, reconoció.

“Él también le pegaba. Yo sospechaba que lo hacía, por eso fui a la Justicia”, sumó, al tiempo que explicó: “(Viviana) No me la dejaba ver. Este último tiempo no me la dejó ver. Supongo que lo hacía para que no la viera golpeada a la nena. Nunca iba a imaginar que siendo madre, si es que se la puede llamar madre, iba a dejar que pase todo esto”.

Viviana, acompañada por su nueva pareja, la llevó el domingo por la noche a la guardia del hospital Ángel Marzetti de Cañuelas. “Se ahogó en la pelopincho”, le dijo a los médicos. Intentaron reanimarla, pero estaba muerta. Lo que no sabían era que llevaba nueve horas sin vida.

“Me enteré cuando estaba trabajando. Me fui directamente al hospital. Tenía todo tipo de golpes. La frente, tenía un tajo a un lado de la sien. Un ojo todo con moretones y signos de que la arrastraron. El cuerpo raspado. Todo lo que te puedas imaginar”.

Según reveló la autopsia, la nena falleció cerca de las 12 del mediodía mientras almorzaba. La causa oficial de muerte fue una broncoaspiración de alimento que derivó en una asfixia con derrame cerebral, es decir que mientras comía Bianca recibió un golpe tan fuerte que hizo que el alimento le impida respirar. Su cuerpo, además de las mencionadas heridas, presentaba signos de ataduras y precintos en sus tobillos y muñecas.

Alertados por las señales que indicaba el cuerpito de Bianca, los médicos llamaron de inmediato a la Policía. La mamá de la nena, Viviana Beatriz Roldán (25 años), y a su pareja, Federico Sebastián Espinoza (25 años), quedaron detenidos y se negaron a declarar. Las pericias confirmaron que, además de los golpes, el cuerpo de Bianca presentaba señales de abuso sexual.

“Si la tuviera delante mío le preguntaría por qué hizo todo esto, por qué permitió todo esto. Si la llego a ver cara a cara le preguntaría por qué permitió que le hicieran todo esto a Bianca. Intenté hacer las cosas bien, pero no funcionó. No llegué”.

 

También podría gustarte