Cuatro imputados por el caso del padre que no pudo ver a su hija Solange antes de morir en Córdoba

La fiscal federal de Río Cuarto, Alicia Viviana Cena, imputó a cuatro personas por violación de los deberes de funcionario público y de abuso de autoridad en el marco de la investigación de que se lleva adelante tras la denuncia de Pablo Musse, quien se vio imposibilitado de poder acompañar a su hija Solange en los últimos días de vida.

La mujer padecía una enfermedad terminal que acabó con su vida debido a las restricciones a la circulación adoptadas en el límite provincial entre La Pampa y Córdoba, en el puesto caminero próximo a Huinca Renancó.

Los imputados son un sargento primero de la Policía Caminera, con base en la localidad de Huinca Renancó, dos médicos del COE (dependiente del Ministerio de Salud provincial) y una trabajadora social en esa órbita, quienes fueron llamados a declaración indagatoria.

Musse está representado legalmente por el abogado Carlos Nayi.

El caso, que tomó trascendencia nacional con la denuncia de Musse, se dio el 16 de agosto pasado cuando el hombre había viajado desde Neuquén para poder ver a su hija tras cinco meses separados por la cuarentena.

Pero el control sanitario de Huinca Renancó le negó el ingreso a la provincia de Córdoba y fue obligado a dar la vuelta y marcharse a pesar de no tener coronavirus.

Solange se encontraba en una casa alquilada en Alta Gracia con respirador, asistencia y acompañamiento médico.

Cuando comenzaron las restricciones debido al coronavirus, a su papá le fue imposible llegar desde Neuquén a Córdoba.

Finalmente, cuando había obtenido los permisos y tras un considerable tiempo en el que se mantuvo alejado de su hija para respetar las normas sanitarias a pesar del dolor que le provocaba, Pablo decidió viajar a Córdoba el fin de semana.

No solo le negaron entrar a la provincia, sino que además varios patrulleros lo escoltaron de vuelta a Neuquén y lo hicieron manejar 40 horas seguidas sin poder descansar.

El hombre informó sobre el acontecimiento a los medios cordobeses y confesó que nunca tuvo síntomas y que nunca tuvo el virus.

Al llegar al control de Huinca Renancó al hombre le hicieron dos test y las autoridades en ese momento decían que habían dado positivos, aunque al retornar a Neuquén el hombre se realizó otra prueba que dio resultado negativo.

También podría gustarte