A 14 años de la desaparición de Madeleine McCann, una pista conserva la esperanza de los padres

La pequeña Madeleine McCann desapareció el 3 de mayo de 2007 en un centro turístico de Praia da Luz, Algarve, Portugal. Desde entonces, su caso captó la atención mundial y, 14 años más tarde, aún continúa sin ser resuelto.

A pesar de que la investigación tuvo avances y retrocesos, Kate y Gerry, continuaron la búsqueda. Todos los años realizaron convocatorias para recordar a su hija y ahora, en medio de la pandemia, les toca encontrarse con quienes los apoyan de manera virtual.

De hecho, la preja pidió a quienes siguen la búsqueda que oren por Maddie desde sus casas. En ese sentido, Brian Kennedy, tío abuelo de la niña desaparecida, había dicho: “Lo importante es recordar el día lo más ampliamente posible”.

A 14 años de la desaparición de Madeleine McCann, una pista conserva la esperanza de los padres.

En 2020 una nueva pista abrió una nueva línea de investigación. Entonces, los efectivos de Scotland Yard a cargo del caso encontraron un nuevo sospechoso. Se trata de un hombre de 43 años, alemán, llamado Christian Brüeckner. Señalado como pedófilo, acampaba en un trailer en una zona cercana al lugar del que desapareción Madeleine.

El hombre había sido detenido en 2005, tras haber robado y atacado a una anciana norteamericana de 72 años. Tiempo después en un bar de Alemania, el sospechoso habría confesado ser el autor de la desaparición de la niña ante un amigo. Asustado por lo que escuchaba, el amigo de Brüeckner dio aviso a la policía local y el sospechoso terminó detenido.

 

 

También podría gustarte